Cheesecake de limón ¡Light!

Cheesecake de limón ¡Light!

RINDE: 4 RACIONES
PREPARACIÓN: 5 minutos
TIEMPO TOTAL: 120 minutos
AZÚCARES AÑADIDOS: 0%
DIFICULTAD: Fácil
RESUMEN PASOS: Hacer base + hacer mezcla + tiempo cuajado + decorar con kiwis
INGREDIENTES
  • 40 g de copos de maíz sin azúcar
  • 40 g de avellanas
  • 250 g de queso batido tipo quark
  • 250 g de queso crema normal o light si lo prefieres
  • 4 hojas de gelatina neutra (sin sabor)
  • 40ml de zumo de limón amarillo
  • Edulcorante líquido al gusto: estevia, eritritol, Monk Fruit
  • 2 kiwis pelados y cortados
PREPARACIÓN
  1. Prepara la gelatina, hidrata las 4 hojas en un poco de agua por un par de minutos.
  2. Tritura las avellanas y los copos de maíz con un poco de agua en el procesador. Conseguirás una pasta suave para extender en la base de un refractario. 
  3. En una cacerola mezcla ambos quesos junto al zumo de limón y el edulcorante.
  4. Cocina a fuego medio y bate con cuidado hasta que esté todo integrado. No dejes de mezclar en ningún momento, el queso se quema muy fácilmente.
  5. Añade la gelatina hidratada y escurrida, mezcla bien hasta que se disuelva por completo.
  6. Vierte la crema de queso y limón sobre la base de avellanas. Deja que enfríe y refrigera por al menos dos horas.
  7. Cuando esté firme, decora con las rodajas de kiwi y disfruta.
CONSEJO: Bajar de peso y comer rico no están reñidos, aprender a comer es una parte fundamental para que no tengas efecto rebote. En el CLUB COCINA SANA te enseño a preparar postres como este y poner estrategias de conducta para que puedas lograr tu objetivo.

¿CÓMO PREPARAR UN CHEESECAKE DE LIMÓN LIGERO?
COCINA:
Autor Paola Procell
Paola Procell

¿CÓMO PREPARAR UN CHEESECAKE DE LIMÓN LIGERO?

¿No tienes queso batido?

El queso batido es una gran opción para consumir lácteos de calidad, y es que 100 g de este producto aportan entre 8 a 12 g de proteína. Su textura es suave, untuosa y su sabor es ligeramente ácido. Sin embargo, a pesar de ser muy utilizado en Alemania, Austria, Países Bajos, y se está haciendo muy conocido en España, en América Latina no es tan común. Por ello, algunas opciones ligeras para sustituir el queso batido tipo quark para esta y otras recetas son el queso ricotta, requesón y el yogurt griego natural.

¿Qué hace tan diferente a esta receta de la tradicional?

Son muchas las diferencias entre la receta tradicional de un chessecake de limón sin horno y está versión light. La base hecha con copos de maíz y avellanas conserva la textura, aporta fibra, proteína y grasas saludables, mucho más nutritiva que una base de galletas y mantequilla. Mientras que la crema no estará cargada de azúcar, y reducimos la grasa y calorías al emplear queso batido tipo quark y queso crema light.

¿Soy diabética, puedo comerlo?

No tiene nada de azúcar, los únicos carbohidratos que tienen están en la base como copos de maíz sin azúcares. Si es bien es cierto que los copos de maíz tienen un índice glucémico alto la combinación con avellanas, la gelatina y el queso que son proteínas; el kiwi completo que es fibra, hacen que tu glucosa esté estable sin picos pronunciados. De esta forma te saciarás antes por la la proteína, la grasa y la fibra no tendrás ese hambre voraz al cabo de unas horas. ¡Es la combinación, no las calorías!

LO MÁS VISTO
calculadora metabólica basal
Meriendas sanas
No te pierdas ninguna receta ¡suscríbete!
Suscríbete y descarga GRATIS el ebook "recetas al estilo La Cocina Sana"
club cocina sana