SIN
GLUTEN

Pan de palomitas de maíz y quinoa

Una barra de pan sin gluten lleno de nutrientes. Su aroma en el horno hará que salives.

Pan de maíz para palomitas, quinoa y trigo sarraceno


  • RINDE:
    1 BARRA DE 500 G
  • PREPARACIÓN:

    5 MIN

  • TIEMPO TOTAL:

    1 HORA

  • AZÚCARES AÑADIDOS:
  • DIFICULTAD:
    FÁCIL

Triturar en la thermomix los granos y semillas + reposar + hornear

  • INGREDIENTES
    • 170 g de maíz en grano (para palomitas)
    • 80 g de trigo sarraceno en grano
    • 65 g de quinoa en grano
    • 40 g de semillas de chía
    • 30 g de aceite de oliva virgen extra
    • 25 g de miel
    • 1 cucharadita de levadura de panadería deshidratada
    • 1 cucharadita de bicarbonato
    • 1 cucharadita de sal
    • 250 g de agua templada
    PREPARACIÓN EN THERMOMIX
    1. Precalienta el horno a 160°C.
    2. Engrasa un molde rectangular.
    3. Tritura los granos en la thermomix. Añade al vaso el maíz el trigo sarraceno, la quinoa y la chía y programa 1 min/vel 10.
    4. Añade el resto de ingredientes: la levadura de panadería, el bicarbonato, la sal, el aceite de oliva, la miel y el agua y mezcla 30 seg/vel 5.
    5. Vierte la masa en el molde y repártala homogéneamente. Dale unos golpes contra la encímela para que se asiente la masa. Cubre con el molde con un paño y deja reposar por los menos 1 hora.
    6. Hornea entre 45-55 minutos a 160°C o hasta que salga limpio un cuchillo en el medio.
    7. Desmolda y deje enfriar completamente sobre una rejilla antes de cortar en rebanadas.

comida saludable
COCINA Y FOTOS:

MÁS NUTRITIVO QUE UN PAN CON GLUTEN

Este pan macizo de maíz de palomitas, trigo sarraceno y quinoa es todo un acierto. El aroma que desprende al hacerse en el horno hará que te abra el apetito. Huele a maíz tostado. Esta receta es una de las más creativas que he visto, además de ser muy nutritiva gracias al maíz de palomitas, la quinoa, el trigo sarraceno y las semillas de chía. De textura terrosa y muy denso. Tan denso en aspecto como nutricionalmente, (¿ya sabes que es densidad nutricional?)  Al no tener gluten no es esponjoso, ni suave. Recuerda que el gluten es una proteína que otorga elasticidad y esponjocidad a las recetas. Poe esto, los panes sin gluten tienden a romparse. No son fáciles de conseguir, aunque desde luego, no imposible. Existen miles de trucos, entre los cuáles se encuentran la utilización de semillas de chía. Este receta las lleva. Cada rebanada será maciza, tierrosa y por supuesto, saciante.  El sabor es espectacular.  Si lo Tuestas on un poco de mantequilla querrás repetir. 
Te recordará a comer palomitas con mantequilla. 

AUNQUE NO SEAS CELÍACO TIENES QUE HACERLA. MIRA POR QUÉ:

El maíz, de origen americano es un cereal que no contiene gluten. Es rico en ácido fólico y vitamina B1 y B3, grandes aliados del cerebro. Es el único cereal que aporta provitamina A y antioxidantes como la vitamina E y vitamina C.  Un cereal milenario, procedente de ámerica y riquísimo de sabor. 

La quinoa es un pseudocereal mucho más nutritivo que un pan con gluten.  Tiene ocho aminoácidos esenciales para el ser humano. Tiene hasta un 23% de proteína. Destaca la lisina,  la arginina e histidina que favorecen el desarrollo cerebral. Además de ser una fuente de fibra de fácil digestión, tanto soluble como insoluble y favorece el transito intestinal . Tiene un bajo nivel glucémico y rica en Vitaminas C, E, B1, B2, B3 y fósforo.

El trigo sarraceno es una semilla y no tiene nada que ver con el trigo común aunque su nombre nos lleve a esto. También conocida como Alforfón. Apta para celíacos porque es una semilla y no un cereal. Destaca a nivel nutricional por ser rico en antioxidantes que combaten los radicales libres y el envejecimiento celular, minerales como zinc y cobre, rico en hierro y tiene los 9 aminoácidos esenciales, lo que lo convierte en una proteína completa de fácil absorción.

Las semillas de chía son ricas en minerales: calcio, potasio, hierro. Contiene un mineral imprescindible que ayuda a fijar el calcio en los huesos: Boro. Sin olvidar los oligoelementos como manganeso, cobre y zinc. Las vitaminas más destacables esta la B3, Niacina. Y es una fuente de grasa por sus altos valores de Omega 3. Una joya que no debería faltar en nuestra alacena. 
Las semillas de chía son las encargadas de ser el "pegamento" de este pan sin gluten. Gracias a los mucílagos que al hidratarse crean un gel sólido que actúa como huevo. 

¿Te animas hacerlo? 
Cómo puedes observar, si cocinas más allá de lo convencional podrás encontrar recetas como esta, llena de sabor y nutrición milenaria que nos ofrecen las semillas y los granos sin gluten
PAOLA

*Esta receta es una variación de la receta de cookidoo.com
TE ESPERO EN MI INSTAGRAM @paola_lacocinasana y FACEBOOK PARA QUE COMPARTAS LA RECETA CON EL HASHTAG #lacocinasana

Comentarios (0)

Valoración de 0 sobre 5 basado en 0 votos
Todavía no hay comentarios

Deja tus comentarios

  1. Publicar comentario como invitado.
Valora este post:
Archivos adjuntos (0 / 3)
Compartir su ubicación
Te puede interesar
No te pierdas ninguna receta ¡suscríbete!

Suscríbete para estar al día con las recetas y noticias de La Cocina Sana

QUIÉNES SOMOS

EN LAS REDES

AVISO LEGAL
lacocinasana.com es una marca registrada
© 2020 LA COCINA SANA ™
LICENCIA
CONTACTO
DISEÑO: RED COBOT