baja de peso sin dietas
¿Inflamada todo el tiempo? 6 consejos para desinflamar tu cuerpo

Consejos para desinflamar tu cuerpo

¿Inflamada todo el tiempo? 6 consejos para desinflamar tu cuerpo

Comer y beber en exceso durante las fiestas y celebraciones navideñas puede causar inflamación y malestar. Deshazte de estos síntomas con estos consejos de La Cocina Sana.

Con tantos eventos, cenas y fiestas de Navidad, es difícil resistirse a las comidas y bebidas deliciosas, pero poco saludables.  Mucho de lo que comemos en estas fechas trae consigo ciertos síntomas y desbalances en nuestro sistema digestivo. 

Sin embargo, debemos recordar que esta época es pasajera y podemos retomar nuestros hábitos saludables de alimentación. Por esto te presentamos 6 consejos para desinflamar tu cuerpo después de los excesos decembrinos. ¡Toma nota!

¿Por qué se produce la inflamación?

Antes de darte las claves para desinflamar tu organismo, es importante que sepas de donde proviene este síntoma. Es cierto, que las comidas copiosas son una de las causas más frecuentes, sin embargo, no es la única. 

La hinchazón abdominal está relacionada con la acumulación de gases en los intestinos. Estos pueden aparecer por diferentes factores:

  • Comer deprisa, sin masticar los alimentos hace que entre mucho aire al sistema digestivo ocasionando la acumulación de gases.

  • Mala digestión provocada por exceso de grasas, proteínas e hidratos de carbono.

  • Problemas como colon irritable, gastritis o enfermedad de Crohn.

  • Sensibilidad al gluten y/o a la lactosa. 

  • Mascar chicle e ingerir bebidas gaseosas. 

La distensión abdominal crónica debe ser tratada por un especialista capacitado para determinar su origen y colocar el correctivo apropiado. Así que, si tus síntomas persisten, aun cambiando tu alimentación, lo mejor será que acudas a tu médico de confianza. 

6 consejos para desinflamar tu cuerpo

Ahora que conoces las posibles causas del problema, pasemos a las soluciones. A continuación, encontrarás 6 consejos infalibles para eliminar la inflamación de una vez por todas. 

  1. Incluye en tu dieta alimentos frescos

Olvida los alimentos procesados y planifica una dieta rica en proteínas de alta calidad, carbohidratos con alto contenido de fibra, frutas y vegetales, preferiblemente de temporada para que los consumas frescos. 

Los vegetales y carbohidratos cocínalos en agua, al vapor, en el horno o en un crock pot. En La Cocina Sana te explicamos cómo hacer correctamente todas estas técnicas de cocina.   

Evita las frituras, azúcares, harinas refinadas y salteados en grasas saturadas. En cambio, integra grasas saludables y fuentes de Omega 3 con poder antiinflamatorio, nueces, sardinas, semillas, frutos secos, aguacate, entre otros. 

Las especias como la cúrcuma, la canela, el jengibre, la salvia, el orégano y el limón, pueden ser tus grandes aliados para reducir los síntomas asociados a la distensión abdominal. Agrégalos para darle sabor a tus comidas o prepáralos en forma de infusión.  

  1. Mantén tu cuerpo hidratado

Seguro has escuchado repetidas veces que el cuerpo necesita agua para su óptimo funcionamiento. Esto es totalmente cierto, y para desinflamar nuestro organismo resulta efectiva una hidratación óptima mineralizada. 

Beber agua mineralizada facilita el proceso digestivo y favorece la correcta absorción de los nutrientes a nivel intestinal, además apoya el equilibrio electrolítico y ayuda a eliminar los desechos acumulados en nuestras células. El agua de mar diluida en agua mineral es una excelente alternativa. 

  1. Sigue una dieta Low – Carb 

La dieta low carb consiste en reducir la ingesta de hidratos de carbono. La idea es consumir 130 g al día de carbohidratos altos en fibra para preservar un índice glucémico bajo y restaurar el buen funcionamiento de la microbiota intestinal. 

Este tipo de alimentación no solo te ayudará a disminuir la inflamación, sino que también sirve para bajar de peso, desintoxicar tu cuerpo y controlar los niveles de colesterol sanguíneo. 

Dentro de la dieta low- carb se pueden incluir los siguientes alimentos: brócoli, acelga, pomelo, calabacín, alcachofas, arándanos, granadas, calabaza, melocotón, manzanas, espinacas, kiwi, zanahorias, limón, grosellas, etc. 

Se deben evitar:

  • Dulces, galletas, bollería, pasteles y postres preparados con azúcares refinados.
  • Productos elaborados con harina de trigo, centeno o cebada.
  • Arroz y pasta
  • Grasas saturadas
  • Embutidos y carnes procesadas
  • Refrescos, alcohol y zumos azucarados. 
  1. Realiza ayuno intermitente

Los ayunos 16/8 le permiten a tu cuerpo regenerarse. Al no ingerir alimentos durante cierto período de tiempo, estarás dándole un descanso al sistema digestivo, activándose el proceso natural de desinflamación. 

Durante el ayuno, la renovación celular es mucho más eficaz, se optimiza la sensibilidad a la insulina y se regulan los bioritmos del cuerpo, lo cual se traduce en menor riesgo de sufrir enfermedades degenerativas. 

En períodos de ayuno puedes tomar infusiones sin azúcar, agua mineralizada o una taza de caldo de huesos. 

¿Quieres saber cómo se hace el ayuno intermitente? La Cocina Sana te enseña.

  1. Haz ejercicio a diario

Mover tu cuerpo te ayuda a tratar y prevenir la distensión abdominal. Si aún no tienes el hábito del ejercicio, comienza progresivamente con una actividad que sea de tu agrado: caminatas, bicicleta, entrenamiento de fuerza, yoga, pilates, etc. 

Escoge la frecuencia y el período apropiado para iniciar, y luego increméntalos a medida que vayas alcanzando objetivos. Trata de combinar el ejercicio y la meditación para restaurar tu equilibrio físico y mental. 

  1. Descansa y mantén una actitud positiva

No hay que olvidar que el cuerpo requiere un descanso de calidad para estar saludable. Es vital dormir 8 horas diarias, procurando la desconexión tecnológica antes de ir a la cama.  Asume una rutina de sueño saludable:

  • Apaga la televisión, el celular y la PC y deja tu habitación a oscuras.
  • Evita ver noticias, redes sociales y correos antes de dormir, en cambio puedes leer un libro o hacer una meditación.
  • La habitación debe estar limpia y en orden

Tu actitud mental también desinflama, pues nuestros pensamientos son los indicadores de nuestra salud física y emocional. Procura quejarte menos y tomar más acciones que conduzcan a tu bienestar. 

Olvida esa mentalidad de todo o nada y celebra cada paso que das hacia una vida más saludable. En La Cocina Sana queremos formar parte de tu evolución, por eso te invitamos a suscribirte en nuestro Club Cocina Sana,  en donde obtendrás consejos, recetas y todo para empezar hábitos saludables que puedas mantener. 

LO MÁS VISTO
VÍDEO RECETAS
calculadora metabólica basal
Meriendas sanas
No te pierdas ninguna receta ¡suscríbete!
Suscríbete y descarga GRATIS el ebook "recetas al estilo La Cocina Sana"
batchcooking